En Vivo En vivo 🟠 SEÑAL ONLINE
Una jóven estrella desvela su larga estela

Una jóven estrella desvela su larga estela

Cooperativa Ciencia,

Tiempo de lectura: 2 minutos Se trata de una estrella joven de tipo T-Tauri de muy alta velocidad, cuya estela es la más larga jamás observada entre las estrellas fugitivas.

Comparte:

Astrofísicos de las Universidades de Jaén y Huelva, en Andalucía, el sur de España, descubrieron una excepcional estrella joven de tipo T-Tauri de muy alta velocidad, cuya estela es la más larga jamás observada entre las estrellas fugitivas, lo que convierte además a este descubrimiento en un caso único en el Universo conocido.

Los investigadores afirmaron que «no es frecuente encontrar este tipo de estrellas, y mucho menos una que deje una estela bien visible; y aún más raro es encontrar una que deje el rastro de mayor longitud jamás observado hasta la fecha, y que además sea una estrella muy joven».

Las estrellas se forman en lo que se conoce como nubes moleculares ricas en gas, el cual puede aglutinarse hasta que comienza la reacción nuclear que enciende el astro. Por eso las estrellas jóvenes entre las que se encuentran las llamadas T-Tauri suelen observarse todas juntas, cerca de su lugar de nacimiento. Sin embargo, algunas de ellas aparecen en regiones alejadas de dichas nubes y carentes de gas.

Su llegada hasta ese lugar puede deberse a que al nacer lo hagan cerca de otras estrellas, de modo que su mutua interacción gravitatoria acabe por expulsar a alguna de las hermanas a gran velocidad, alejándolas del nido.

100 años luz de largo

La estrella recién descubierta es de este tipo y «constituye el ejemplo más fiable de estrella T-Tauri fugitiva encontrado hasta la fecha«. Esto puede tener profundas implicaciones en el conocimiento que existe acerca de cómo se crean y evolucionan las estrellas.

Pero en este caso, además, tras la estrella aparece una gigantesca cola originada al moverse en un medio lleno de polvo a la mareante velocidad de 50 kilómetros por segundo. Es tan larga esa estela que si la tuviese el sol, el extremo llegaría hasta un cuarto de la distancia a la que está la estrella polar, unos 100 años-luz, indicaron los investigadores.

Fuente: EFE


Te puede interesar